Páginas vistas en total

28 de abril de 2012

VESTIDA PARA MATAR.

Muchos consideran “Dressed to Kill”, junto con la posterior “Impacto” (Blow Out, 1981) una de las peores películas del director que tan había sorprendido emulando a Hitchcock y su factor sorpresa en los giros narrativos en cintas como “Hermanas” (Sisters, 1973) o “Fascinación” (Obsession, 1976). Pero el director de “Doble Cuerpo” (Body Double, 1984) todavía no quería andarse por otras ramas y nos obsequió en las primeras secuencias con unos desnudos de Angie Dickinson, casi con cincuenta años, que quitan el hipo pero que de repente la buena vista se resquebraja nos por culpa de sus decaídos sueños eróticos que finalizan con un acosador asesinándola y que la despiertan siendo objeto de un polvo matutino, como buena manera de empezar un día aburrido más. Unas primeras secuencias que nos trasladan a los primeros minutos de “Carrie” pero, si allí recurría a la traumática primera menstruación del personaje de Sissy Spaceck, aquí Dickinson es estrangulada para despertar, como premonición de sus frustrados y angustiados deseos sexuales. La rubia actriz que antaño protagonizara cintas tan memorables como “Rio Bravo” (1959), de Howard Hawks, “La Jauría Humana” (The Chase, 1966) de Arthur Penn o “A Quemarropa” (Point Blank, 1967) de John Boorman, se pone en la piel de la insatisfecha Kate Miller, madre, esposa y paciente habitual del doctor Elliott (Michael Caine). Kate se evade su rutina paseando por los museos e intentado conquistar al primer desconocido mientras su hijo Peter (Keith Gordon) está más preocupado por sus inventos electrónicos gracias a su cerebrito de superdotado. El punto de arranque para un film que gira radicalmente al suspense (por ejemplo, los ascensores pueden ser un elemento vital) y que De Palma sale airado por las interpretaciones de los veteranos Michael Caine y Angie Dickinson, con una psicópata de pelo también rubio al acecho y una Nancy Allen (vaya, otra rubia) candidata a nueva reina del grito y, por aquel entonces, pareja del director.